Publicidad

Actualizado hace 23 minutos

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Sucesos
09:21 AM / 21/08/2018
Muerte en el juzgado: Falso sacerdote falleció al ingerir cianuro
Agencias
1
Agencias

Se hacía pasar por cura de la iglesia Jesús de la Buena Esperanza y abusaba de las niñas que asistían al semillero de una parroquia de Cúcuta.

Ese era Germán Restrepo Quintero. “Utiliza un agua de vida y, antes de hablar con las menores de edad, les daba a las mamás (...) muchas de ellas decían que se sentían mareadas y ahí era donde él aprovechaba para abusar de ellas”,  dijo un familiar de las víctimas a RCN Radio, en mayo pasado.

La Fiscalía abrió una averiguación porque en Cúcuta crecieron las dudas y a Restrepo se le vinculó a violaciones de varias niñas. Al menos tres familias pedían justicia.  

Pero la historia tomó un inesperado giro el día de la audiencia. Restrepó cayó desmayado. Murió en el acto.

Desde hacía años la Diócesis de Cúcuta y la Arquidiócesis de Bogotá rechazaron que el hombre haya pertenecido a la Iglesia católica: “Él no pertenece a la Diócesis de Cúcuta, es de  una congregación que se llama creo que iglesia ortodoxo-cristiana. Es una cosa extraña que no está afiliada y no tiene nada que ver con la iglesia católica”, señaló, en su oportunidad, el vicario general de la Diócesis de Cúcuta, padre Israel Bravo Cortés.

Sin embargo,  Restrepo ya había tenido problemas con la jerarquía eclesiástica, cuando en 2011 la iglesia de San Pío X, Divino Niño y Sagrado Corazón de Jesús, en Bucaramanga, alertó a la comunidad de la aparición de un hombre que se hacía pasar por sacerdote  y según el testimonio que varios feligreses dieron en su momento, el hombre rondaba por el barrio Conucos en Bucaramanga ofreciendo misas a domicilio.

Monseñor Ismael Rueda hace siete años  alertó a los colombianos  que Restrepo confundía a los feligreses, pues su iglesia usaba el mismo ritual, libros litúrgicos y eucaristía de la Iglesia católica.

En esa época, Restrepo respondió en público que él sí era católico, que era un obispo auxiliar y misionero de la Old Catholic Orthodox Church, y además afirmó que la información sobre su comunidad religiosa sí había sido suministrada ante la Arquidiócesis de Bucaramanga desde el 8 de febrero de 2011.

El 9 de marzo de 2005, la Corte Suprema de Justicia lo condenó 37 meses de prisión por haberse hecho pasar como médico homeópata y afectar la salud de varias personas en Cundinamarca.  

El pasado 8 de agosto, el supuesto religioso falleció en plena audiencia ante la mirada de los asistentes a la sala, quienes pensaron que se trataba de un desmayo.

Sin embargo, según varios testigos, al momento de conocer la medida de aseguramiento dictada por un juez, Quintero ingirió un vaso con agua y  cayó al suelo, en una sala de audiencias del Palacio de Justicia de la capital del departamento de Norte de Santander.

A la emisora La FM, el director de Medicina Legal y Ciencias Forenses, Carlos Valdés, reveló que la causa de la muerte del  Restrepo Quintero  se dio por intoxicación con cianuro cuando era notificado que iba ser enviado a una cárcel de  Cúcuta.

“Terminó la necropsia de  Germán Retrepo y se pude concluir que la causa de muerte obedece a intoxicación exógena por cianuro. Se pudo determinar que la vía de ingesta fue vía oral (...)”.

De acuerdo con el experto, ahora lo que tratan de establecer las autoridades es si se trató de una ingesta voluntaria o no. “Se descarta durante la necropsia que hubiese sufrido cualquier infarto, no había ninguna alteración de sus órganos y lo único que comprometió la vida fue la presencia de cianuro. El cianuro fue hallado en el contenido gástrico, de tal manera que se constituye como vía de ingreso del cianuro la vía oral”, afirmó Valdés.

¿Te gustó la nota?
Publicidad
1
TOP 5 DE NOTICIAS
Publicidad
1Comentarios

1

domador antiopositores 21/08/2018 09:49 AM

Latam.................


AVANCES
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
TOP 5 DE NOTICIAS
MAS NOTAS DESucesos
Ver más