Hace un año asesinaron a Fidias y a sus dos nietos en el edificio Las Delicias

Sobre una pareja, joven, que vivía alquilada en el apartamento de Fidias recayeron las sospechas. De esta no se supo nada desde ese día.

Por:  Agencias

Transcurridos 365 días del triple asesinato que se registró en el conjunto residencial Las Delicias y conmovió a Maracaibo persiste el misterio. No hay información sobre el paradero de los homicidas de la abuela Fidias Iris Espina Díaz y sus nietos, Said Carlos y Davianna. 

A los tres los asesinaron a puñaladas en el apartamento 8-05 del conjunto residencial  ubicado al lado del cementerio El Cuadrado, en el centro de Maracaibo.

En este apartamento vivían la abuela y sus nietos. Con ellos estaba una pareja alquilada.

 Fidias  Espina Díaz tenía 70 años y a su cargo estaban  Davianna Lourdes (26) y Said Carlos Acosta Piñero (17).

La noche del 31 de agosto  todo transcurrió sin novedad en el conjunto residencial. La tragedia se  conoció a media mañana del domingo 1 de septiembre de 2019.

Al amanecer, una hija de Fidias llamó para saber de ellos. Nadie contestó. Pasaron las horas y  como no pudo contactarse decidió ir al edificio, donde halló la peor de las escenas. Sus gritos alertaron a los vecinos.  

Algunos manifestaron, luego,  que llegaron a escuchar gritos y que estos provenían del apartamento de Fidias. Pero, como en ese espacio era frecuente que los nietos, en especial Davianna , alzaran la voz, no prestaron atención. 

Sobre una pareja, joven, que vivía alquilada en el apartamento de Fidias recayeron las sospechas. De ellos no se supo nada desde ese día.

A la septuagenaria sus verdugos  le dieron 10 puñaladas y le cortaron parte del pabellón de la oreja izquierda. Cuando encontraron los cuerpos, ella  estaba semisentada y a sus pies estaban los nietos. La joven tenía cinco heridas punzopenetrantes y su hermano fue atacado en varias partes del cuerpo.

Del apartamento se llevaron, entre otras pertenencias, una computadora de Said Carlos y un teléfono celular. 

"Fidias era una santa, no fue solo la abuela... fue la madre de Saidc Carlos y de Daviana; dio su vida por ellos", lamentó una residente del conjunto residencial hace un año.

Más Noticias