Atropelló a 17 personas tras haber discutido con su esposa en Brasil

Dos hombres, de 56 y 26 años,  perdieron la vida. Paulo Rocha fue arrestado en flagrancia por los delitos de homicidio doloso, conducir en estado de embriaguez y posesión ilegal de municiones.

Por:  EFE


Dos hombres murieron luego de que un mecánico que había discutido con su esposa embistiera con su camioneta a 17 personas que disfrutaban de una fiesta en un bar de la ciudad de Nova Independencia, en el estado brasileño de Sao Paulo, informaron fuentes oficiales.

Los hechos ocurrieron el domingo 26-E en la noche, en un bar del centro de la ciudad, donde Paulo Rocha, responsable por el atropellamiento masivo, estuvo a punto de ser linchado por vecinos del lugar.
Según el reporte de la Policía, el conductor estaba en la fiesta del bar de donde fue expulsado por varios hombres luego de una pelea que tuvo con su esposa y unas amigas de ella.

Rocha regresó al poco tiempo conduciendo una camioneta a alta velocidad, la cual embistió contra las personas que disfrutaban de la fiesta en la parte exterior del bar.

En total, 17 personas fueron atropelladas y trasladadas a un hospital cercano pero dos hombres, de 56 y 26 años, no resistieron y perdieron la vida.

De acuerdo con la Policía, varios de los vecinos del lugar intentaron linchar a Rocha, un mecánico de 48 años, quien también estaba herido, pero las autoridades impidieron el ataque.

El hombre fue trasladado a un centro de salud donde se mantiene bajo vigilancia policial.

Rocha fue arrestado en flagrancia por los delitos de homicidio doloso, conducir en estado de embriaguez y posesión ilegal de municiones.

Según las autoridades, la esposa del mecánico no presentó cargos y el caso se mantiene bajo investigación.

Los casos de violencia doméstica han venido aumentando en el estado de Sao Paulo en los últimos cuatro años.

Según la Secretaría de Seguridad Pública regional, entre enero y octubre de 2019 se reportó el cuarto aumento anual consecutivo para el período.

En los primeros diez meses del año pasado, se registraron 26.105 informes policiales, lo que supone un aumento del 12 % en relación con el mismo período de 2018.

La lesión corporal por violencia doméstica prevé penas que van desde los 3 meses hasta los 3 años, según la legislación brasileña y es mayor que la prevista para el daño corporal común, que van desde los 3 meses a 1 año.
 

Más Noticias