Publicidad

Actualizado hace 0 minutos

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Política y Economía
01:14 PM / 24/04/2019
Falleció el periodista Eleazar Díaz Rangel
Panorama
Archivo

Este miércoles falleció el periodista venezolano Eleazar Díaz Rangel, profesor de varias generaciones de periodistas y director del diario Últimas Noticias.

Eleazar Segundo Díaz Rangel nació en Sabaneta de Barinas el 5 de marzo de 1932. Con 87 años de edad, el destacado comunicador se encontraba recluido en el Hospital Militar de Caracas y su deceso de produjo por complicaciones respiratorias tras una larga batalla contra el cáncer.

Autor de libros especializados en periodismo y director de la Escuela de Comunicación Social de la Universidad Central de Venezuela (UCV) a finales de los años 80, se hizo acreedor de gran respeto en el gremio y en la opinión pública nacional. También fue un reconocido activista y defensor de los derechos gremiales y sindicales, en el Colegio Nacional de Periodistas y en el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa (SNTP), principalmente en los efervescentes años 60 y 70. Estuvo entre los fundadores del partido Movimiento Al Socialismo (MAS).  Fue presidente de Venezolana de Televisión (1994-96), de la Asociación Venezolana de Periodistas, del círculo de periodistas deportivos y de la Federación Latinoamericana de periodistas (1976-88).

La última entrevista a PANORAMA:

Publicación: 14 de junio de 2014

“El diálogo es difícil y requiere de paciencia”

                       Eleazar Díaz Rangel conversó sobre el diálogo entre el Gobierno y la MUD


El periodista cree que el Gobierno podría ceder en la libertad de los presos, pero la MUD debe rechazar la violencia. Sobre López dijo: “No sé si fue un error entregarse”.


El periodista Eleazar Díaz Rangel se muestra optimista frente el diálogo que el Gobierno inició con diversos sectores de la sociedad, pese a que la mesa de discusión política con la MUD se encuentra congelada.Sobre el tema, el director del diario Últimas Noticias opinó que sectores internos adversos al diálogo presionan a los partidos de ese bloque para que no se sienten en una misma mesa con el Ejecutivo nacional. Invitado por PANORAMA, Díaz Rangel estuvo en Maracaibo, donde participó en el foro Periodismo por la Paz, en el Maczul, y conversó con este rotativo.


_¿En qué condiciones cree que está el diálogo?


—Pienso que el diálogo que abrió el presidente Maduro ha sido una buena y oportuna iniciativa en momentos de mucha confrontación política, que ha tenido expresiones violentas de relativa gravedad. Ese es un diálogo difícil, complejo, requiere de mucha paciencia por parte de los interlocutores y que es objeto de presiones de sectores que están en contra del diálogo, que en la oposición son bastante fuertes porque son los grupos que han desarrollado actividades violentas y que han propuesto la salida, entre comillas, como una política en contra de quienes están de acuerdo con la diplomacia, con la negociación, con las conversaciones.

Estos dos factores políticos de la oposición están en constante contradicción, se han enfrentado, y presionan sobre quienes están dialogando, de manera que pueden eventualmente caer en su chantaje y debilitar su presencia en el diálogo. Yo creo, sin embargo, que el hecho de que la inmensa mayoría del país esté de acuerdo con ese tipo de reuniones, el hecho de que este diálogo en el área de la economía haya sido exitoso, que se ha logrado participación, mesas de trabajo, conclusiones, todos estos factores han jugado a favor.

_¿Cree entonces que se retomen las conversaciones?

—Sí, yo soy optimista con respecto al diálogo.


_¿ Pero qué señal deben dar para que se vuelvan a sentar en una misma mesa?


—Lo que pasa es que hay cosas que la oposición no ha dicho con claridad, por ejemplo, dicen que el Gobierno no ha cumplido sus promesas. ¿Cuáles son las promesas que el Gobierno ha hecho en la mesa de diálogo?, eso no ha trascendido porque solo la primera reunión fue pública, las reuniones posteriores fueron privadas, de manera que las proposiciones y demandas no se han conocido ampliamente y por eso uno no sabe qué ofrecimiento pudo haber hecho el presidente Maduro que no lo ha cumplido.

Creo que son problemas que seguirán discutiéndose y llegarán a un acuerdo, uno de esos puntos, por ejemplo, es lo relativo a la libertad, condicional seguramente, de (Iván) Simonovis, sin embargo, acordaron una junta médica entre las dos partes y que lo que ese informe dijera se cumpliría. ¿Por qué ese informe no se ha divulgado?, ¿por qué quiénes tienen ese informe de una u otra parte lo mantienen en secreto?, ¿por qué la esposa de él no demanda que se conozca el informe si es que no lo tiene? Es importante saberlo, porque si ese informe coincide en señalar que el estado de salud de Simonovis es precario y debe recibir una medida humanitaria eso lo debe hacer el Gobierno, si no es así pues actuar en consecuencia. Ese que es un punto central de la oposición está cerrado porque el informe médico no se divulga, yo me pregunto: ¿por qué lo mantienen en secreto?


_ Pareciera que la MUD ha centrado el diálogo en lo que llama “presos políticos”…


—Ellos plantearon originalmente una ley de amnistía para que todos salgan en libertad, el Gobierno lo ha descartado, pero el Gobierno se ha mostrado dispuesto a poner en libertad a algunos y a permitir que algunos de los exiliados regresen, es una petición que ha hecho la oposición que el Gobierno puede responder o la ha respondido mediante sobreseimiento o indultos que dicta el Presidente, pero no para todos sino para algunos. Ese no es un punto que cierre el debate, en ese tipo de discusiones tú tienes que dar para poder recibir, eso no significa que todo lo que pidas te lo van a dar. Por eso que esas negociaciones son tan complejas, ahí tienes el caso de Colombia, que tenían cinco núcleos de discusión y ya se han puesto de acuerdo en tres, faltan dos pero eso ha sido muy difícil.


_ ¿En qué deben ceder las partes en la negociación?


—Hay muchos puntos, por ejemplo, en la libertad de los presos, el Gobierno puede ceder ordenando la libertad de alguno de los presos y permitiendo el regreso de alguno de los exiliados, en eso puede ceder el Gobierno. No sé si eso se ejecute, pero por ejemplo, la conformación del nuevo Tribunal Supremo de Justicia también puede ser un punto de concesión, e igualmente con el Consejo Nacional Electoral, es decir, que hay varios puntos en los que el Gobierno puede ceder, no totalmente, sí parcialmente. Por parte de la oposición, una condenatoria, clara, inequívoca, a los hechos de violencia que se han producido debería ser una de las concesiones que haga la oposición.

_ ¿Cómo ha visto a la MUD?

—Ellos siempre han tenido divergencias pero esas divergencias en razón de los intereses comunes electorales lo resolvían o lo olvidaban, pero como estamos viviendo un período largo, de más de un año, sin elecciones, entonces, los compromisos electorales que impedían que esas divergencias se agudizaran, cuando no hay elecciones, y eso era previsible, iban a aparecer con más fuerzas las diferencias, y esas divergencias aparecieron en este año cuando un sector de la oposición, encabezado por Leopoldo (López) planteó la salida de este gobierno, en eso solo lo acompañaron el partido de (Antonio) Ledezma y María Corina Machado, y el resto de la oposición, que era la mayoría, estaba en la búsqueda del diálogo, esa ha sido la división de ellos que estaba atenuada porque había elecciones, una vez que tenemos este lapso de 2014 y parte del 2015 sin elecciones, ¿cómo lo van a resolver?, ya es un problema de fuerza.

Hay una encuesta que hicieron en Caracas y en Valencia hace dos meses en la que los dos dirigentes importantes, que son Capriles y Leopoldo, aparecían cada uno con aproximadamente el 17%, bastante equilibrado, de manera que aparentemente eran dos fuerzas iguales, una mucho más activa y más mediática que la otra. Y la MUD entretanto no podía sino mantenerse en el medio (...).

_ Ahora que habla del liderazgo de Capriles y Leopoldo, ¿cómo queda la figura de Leopoldo ahora que va a juicio preso?

—Yo no sé si fue un error de él haberse entregado, imagínate a un dirigente como él en la clandestinidad, primero, habría tenido más libertad, a pesar de que era clandestino y lo iban a estar persiguiendo, pero le habría permitido atraer más gente, más partidarios suyos y partidarios del otro lado que como lo está haciendo ahora. Ahora está bastante apagado, muy circunstancialmente aparece, con la decisión que se tomó en el Tribunal donde se ratificó la decisión de su responsabilidad eso lo aisla mucho más. Aparentemente, la perspectiva es que la tendencia de Capriles se fortalezca debilitando la de Leopoldo.

¿Te gustó la nota?
Publicidad
TOP 5 DE NOTICIAS
Publicidad
1Comentarios

1

JOSÉ NAVA 25/04/2019 03:01 AM

No se le echará de menos en lo absoluto por convalidar con su infame diario la actuación del régimen usurpador!!!


AVANCES
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
TOP 5 DE NOTICIAS