Choque de 2 navíos causa un nuevo incidente entre Portugal y Venezuela

"El barco (Resolute) que embistió nuestra nave es ocho veces más pesado, es como si un boxeador gigante de 100 kilos agarrase a un niño y lo golpease", comentó el presidente  Maduro.

Por:  EFE / Agencias

 El choque de una embarcación con bandera portuguesa (Resolute) y un navío de la Armada  venezolana (Naiguatá) ha sacudido de nuevo las relaciones entre ambos países, aunque Lisboa no lo considera un incidente diplomático y ha ofrecido su ayuda para esclarecer lo sucedido.

El suceso se produjo la noche del lunes 30-M, según la denuncia del Ministerio de Defensa venezolano, cuando un barco de la Guardia Costera que realizaba "tareas de patrulla marítima" al noroeste de las isla La Tortuga, a unos 200 kilómetros de Caracas, fue alcanzado por el Resolute, un navío de pasajeros que portaba bandera portuguesa.

La colisión generó "daños de gran magnitud", señala el ministerio venezolano en un comunicado reproducido en medios portugueses, y fue necesario emprender una operación de búsqueda y salvamento sin que la embarcación de bandera portuguesa atendiese la petición de rescate de la tripulación venezolana.


"El barco (Resolute) que embistió nuestra nave es ocho veces más pesado, es como si un boxeador gigante de 100 kilos agarrase a un niño púgil y lo golpease", comentó el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, este martes.

Maduro calificó lo ocurrido de "un acto de terrorismo y piratería" y aseguró que las autoridades de la isla holandesa de Curação, donde se encuentra actualmente amarrado el navío de bandera portuguesa, "deben hacer una investigación".


Desde Lisboa, la cuestión ha sido abordada por el ministro de Exteriores, Augusto Santos Silva, que ha negado hoy que esto implique un incidente diplomático y ha asegurado que el Gobierno luso colaborará para aclarar lo ocurrido.

"Portugal colaborará, evidentemente, bien con Venezuela, bien con Holanda, para aclarar de forma integral este incidente", sostuvo Santos Silva en declaraciones a la emisora lusa TSF.

El ministro tachó de "lamentable" lo sucedido y posteriormente, en una intervención telefónica en una cadena de televisión, aseguró que se debe esclarecer si es navío venezolano fue abordado en aguas internacionales y si el comandante de la embarcación con bandera portuguesa respetó la obligación de prestar socorro.

La colisión de embarcaciones se produce cerca de un mes y medio después del último traspiés en las relaciones diplomáticas entre Venezuela y Portugal.

El problema entonces involucró a la aerolínea lusa TAP, cuyas operaciones en el país suramericano fueron suspendidas durante 90 días por parte del Gobierno de Maduro tras la apertura de una investigación bajo la acusación de haber permitido viajar supuestamente con explosivos a Juan José Márquez, tío del líder opositor venezolano Juan Guaidó. 

Más Noticias