Publicidad

Actualizado hace 14 minutos

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Opinión
04:14 PM / 28/12/2018
San Pernil, por Jesús Castillo Molleda
Jesús Castillo Molleda / Politólogo

En el mes de diciembre el tema de moda ha sido el famoso pernil prometido, por segundo año consecutivo a la población venezolana, por parte del gobierno nacional, el cual una vez más falló la promesa, pues el famoso pernil solo llegó a un pequeño grupo de la población. El pernil es un alimento consumido por la población rica y pobre lo que significa que es deseado por las diferentes clases sociales. 


Al observar el comportamiento de muchos ciudadanos reclamando su cuota de pernil visualizamos el daño profundo que sufre la sociedad venezolana en la que el respeto y la dignidad se ha perdido. No deja de sorprender que un pedazo de pernil es capaz de desviar la atención de los verdaderos problemas que sufre la sociedad, el pernil transforma conductas de muchos ciudadanos que se la mantienen hablando mal del gobierno, pero cuando se trata de cobrar la pensión, bonos, Clap, carnet de la patria se callan la boca para recibir el beneficio. Por lo que, el gobierno con sus dadivas logra controlar a una gran parte de la población, que a pesar que manifiesta estar muy molesta sale como borregos a retirar su parte de patria. 


San pernil se convirtió en el niño Jesús de la población, es el “Juguete” que todos quisieran tener, pero solo unos pocos lo lograran obtener, al menos que el gobierno no solo lo parta en varios pedazos si no que lo ralle para que alcance. Mientras la sociedad se comporte con signos de desesperación el gobierno seguirá jugando a la manipulación. Es la razón por la cual los sectores políticos opositores se encuentran desesperados e intentan vender la sensación de que ahora al gobierno le queda poco tiempo, que solo hay que esperar que llegue el 10 de enero de 2019 para que la comunidad internacional ejecute su plan de desconocer a Maduro y eso será suficiente para la salida eminente del gobierno. Pero, lo más seguro es que para enero lo único que ocurrirá son anuncios de mas divisiones a lo interno del gobierno y la oposición. 


Por su parte, Maduro dirá que lo quieren derrocar y que hay que salir con una contra ofensiva para derrotar a los fascistas del imperio, algunos gobiernos dirán que no reconocen el nuevo período constitucional  y Maduro repetirá que quien no lo reconozca el tampoco lo reconoce; y esa será la agenda de enero, entre dimes y diretes, mientras la economía seguirá sufriendo un profundo retroceso y  más venezolanos seguirán huyendo del país en señal de desesperación,  a pesar de todos los obstáculos que pone el SAIME para otorgar nuevos pasaportes o asignar las prórrogas a los pasaportes cerca de vencerse o vencidos, pero los venezolanos se las ingenian para  salir del país. 


San pernil es la demostración clara de los serios problemas de identidad y lucha que tienen los venezolanos en los actuales momentos, una sociedad que sea silenciada e ilusionada por un pernil será una sociedad arrodillada y sentenciada.  Como lo dijo Jennifer Leal “En Navidad los gobernantes y políticos suelen comportarse como unos ángeles cuando realmente siguen siendo   unos demonios”.  Les deseo una agradable y bendecida navidad para todos.

¿Te gustó la nota?
Publicidad
TOP 5 DE NOTICIAS
Publicidad
0Comentarios
AVANCES
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
TOP 5 DE NOTICIAS