Buenas y oportunas decisiones / Por: Hugo Hernández Raffalli

Por:  Hugo Hernández Raffalli

Nuestra industria petrolera está limitada para lograr incrementar la producción de petróleo y demás hidrocarburos como para contribuir al sostenimiento y recuperación de Venezuela.

Los promotores de las sanciones que se ciernen en contra de Venezuela, han logrado cercarlo económica, financiera y comercialmente. Todo con un solo propósito, sacar al presidente Nicolás Maduro del poder, para ellos, apoderarselo. Mientras tanto, y hasta que ello ocurra, tenemos un país devastado, venido a menos, con falta de comida, de servicios y de una menguada vida. Sin embargo, los venezolanos seguimos adelante. Quienes nos quedamos aquí, corremos con la realidad que vivimos, depende de la capacidad adquisitiva de cada quien, para poder manejar la situación.

En nuestra principal industria, la situación no puede ser peor. Se producen cambios ejecutivos y operativos que debía ser realizados por la junta directiva no por el Presidente de la República. Se han reemplazado “ sargentos en medio de la batalla”. Eso no tendrá efecto alguno en la recomposición que requiere Pdvsa. Hay decisiones de envergadura que se deben tomar, de manera drástica. Ponerlas en práctica de inmediato. Se trata de reorganizar la empresa o de lo contrario seguiríamos con la postración de nuestra Industria.

La Opep podría tomar la decisión de disminuir la producción de petróleo con el fin de equilibrar la oferta y la demanda, y con ello la defensa de los precios de los hidrocarburos. Los efectos del Coronavirus están incidiendo decisivamente en el consumo, y por ende, en el comportamiento económico en los países industrializados. Las previsiones son alarmantes. Las Bolsas de valores han caído abruptamente, comparables a la crisis del año 2008.

Venezuela tiene necesariamente que crecer en los volúmenes de producción de petróleo. en medio de la crisis mundial. con bloqueos y sanciones, pero con la imperiosa necesidad de captar recursos financieros para apalancar el desarrollo de nuestra industria petrolera.

Ojalá haya coherencia y decisión en los órganos del Gobierno para iniciar el proceso de recuperación de Venezuela, junto con los factores de la oposición.

Más Noticias