Parlamento de Francia respalda una app para rastrear casos de covid-19

La aplicación francesa utiliza la tecnología Bluetooth de los celulares para rastrear a las personas que han estado en contacto con un contagiado.

Por:  AP

La cámara baja del Parlamento de Francia respaldó este miércoles 27 de mayo una app para rastrear contactos diseñada para contener la propagación del coronavirus en medio de un fuerte debate sobre las cuestiones de privacidad.

Los legisladores de la Asamblea Nacional, donde el partido centrista del presidente Emmanuel Macron tiene mayoría, votaron 338-215 para aprobar la aplicación StopCovid.

Se espera que la votación, aunque no es vinculante, despeje el camino para que la app esté disponible para los usuarios de forma voluntaria a partir del lunes.

El regulador francés de privacidad CNIL respaldó la app esta semana, afirmando que la tecnología “no conducirá a crear una lista de personas infectadas, sino solo una lista de contactos que utilizan datos seudónimos. Esta respeta el concepto de protección de datos”.

Gobiernos de todo el mundo buscan desarrollar apps de rastreo para dispositivos móviles como parte de las medidas destinadas a controlar nuevos brotes de covid-19 a medida que se levantan las cuarentenas. Una veintena de países, incluidos muchos europeos, están creando aplicaciones basadas en una interfaz desarrollada conjuntamente por Google y Apple. Francia decidió usar su propio sistema.

Las autoridades sanitarias han advertido que las apps de rastreo por sí solas no son un método eficaz para limitar los contagios y que deben usarse para respaldar el rastreo de contactos manual convencional pero que es más tardado porque los encargados entrevistan a las personas que dan positivo al virus.

Tecnología Bluetooth

La aplicación francesa utiliza la tecnología Bluetooth de los celulares para rastrear a las personas que han estado en contacto cercano con un contagiado e informa a los usuarios de la posible exposición para que puedan aislarse. La app almacenará datos anónimos en una base centralizada administrada por el gobierno durante 14 días antes de borrarlos.

El gobierno asegura que la aplicación no involucra el rastreo de ubicación y garantiza la privacidad de los usuarios.

“Nadie sabe a dónde fue la persona”, dijo la ministra de Justicia, Nicole Belloubet. “Solo sabemos que algunas personas se acercaron en algún momento”.

Pero los grupos de libertades civiles han expresado su preocupación por el tema, por temor a que pueda conducir a una mayor vigilancia.

El líder de extrema izquierda Jean-Luc Melenchon denunció “formas de permitir el control permanente de la población y pérdidas permanentes en las libertades individuales”.

El Senado planeaba debatir el tema más tarde el miércoles.

Francia, uno de los países más afectados del mundo, ha reportado al menos 28.530 muertes por coronavirus.

Más Noticias