MIT desarrolla sistema de Inteligencia Artificial para corregir errores de Wikipedia

La IA operará como una especie de bot de automatización.

Por:  Redacción web

El Instituto de Tecnología de Massachusetts (MIT) desarrolla un sistema de inteligencia artificial capaz de editar las frases anticuadas en los artículos de Wikipedia ideal para reducir el tiempo y el esfuerzo de los editores humanos que hacen este trabajo manualmente.

De acuerdo con una publicación del diario El Comercio, la enciclopedia colaborativa cuenta con más de 40 millones de artículos publicados en diferentes idiomas, con cifras, cargos o ubicaciones que pueden ser cambiantes. 

Es por esto que la inteligencia artificial esta pendiente de los cambios para hacer una actualización óptima que genere más confianza los usuarios sobre los datos que recolectan allí, según reseñó El Comercio.

Los investigadores explican que independientemente de los cambios que se haga el sistema se seguirá manteniendo un lenguaje similar a la forma en la que los humanos escriben y editan.

Si, por ejemplo, en Wikipedia buscamos un texto que hable sobre el número de trabajadores que tiene una empresa que es de 50 y este cambia en unos meses, el sistema de inteligencia artificial buscará la página directa que tiene esta información, es decir, en la bibliografía y actualizará los datos.

En pocas palabras, la IA es una especie de bot de automatización. Sin embargo, este todavía requiere de la intervención y supervisión humana, pero se espera que exista la posibilidad de crear un sistema completamente automático que detecte las informaciones obsoletas y las actualice de forma automática.

También en la lucha contra el cáncer

Igualmente, un reciente estudio llevado a cabo por un equipo de neurocirujanos en la Universidad de Michigan detalla como la tecnología para la IA fue utilizada con éxito para diagnosticar tumores cerebrales durante una cirugía, mientras los pacientes estaban todavía en la mesa de operaciones.

“La IA es invaluable en la sala de operaciones”, dijo el médico Daniel Orringer, uno de los neurocirujanos que fue coautor del estudio. “Con frecuencia es imposible hacer con la sola vista la distinción en un tejido que contiene un tumor y un tejido libre de un tumor e incluso pude ser difícil lograrlo a escala microscópica”.

Generalmente, tras la operación quirúrgica, a un patólogo le toma unos 30 minutos estudiar los resultados de una biopsia con un microscopio y dar un diagnóstico. En ese tiempo se cose al paciente y es enviado a la sala de recuperación para esperar los resultados.

Con la AI los resultados fueron logrados en un promedio de dos minutos y medio. Esto permitió a los cirujanos entender el cuadro médico completo del paciente, y determinar cuáles eran los mejores cuidados, mientras todos estaban aún en la sala de operaciones.

Orringer explicó que los diferentes tumores se tratan de manera diferente, alguna vez es mejor tratarlos con una operación y otros responden mejor a la quimioterapia y la radiación.

“El poder encajar al tumor con el tratamiento correcto es esencial para el cuidado del paciente”, dijo.

Más Noticias