Madrid pedirá ayuda urgente del Ejército para intentar frenar rebrotes

La colaboración de los militares se centrará en la instalación de carpas, realización de test y tareas de desinfección. La capital española restringirá la movilización en más zonas.

Por:  EFE / AFP

Las autoridades regionales madrileñas solicitarán al Gobierno nacional apoyo logístico militar y policial urgente para, entre otras acciones, la realización de test y labores de desinfección en las áreas de la comunidad autónoma con restricciones, y la contratación de 300 médicos extracomunitarios.

Será este jueves 24-S cuando el Ejecutivo autonómico madrileño realice esa petición, según indicó este miércoles 23-S el vicepresidente regional de Madrid, Ignacio Aguado, en rueda de prensa.

La colaboración del Ejército se centrará en la instalación de carpas, la realización de test y el desarrollo de labores de desinfección en las 37 zonas básicas de salud del sur de la región en las que, desde el pasado lunes, están en vigor restricciones a la movilidad, explicó Aguado.

También se quiere contar con 222 efectivos de Policía Nacional y Guardia Civil para que en esas zonas desarrollen tareas de inspección, velen por el cumplimiento de las cuarentenas y, en caso contrario, apliquen sanciones.

Además, las autoridades madrileñas pedirán al Ejecutivo presidido por el socialista Pedro Sánchez una reforma exprés de la normativa vigente para incluir en el sistema sanitario de Madrid 300 médicos extracomunitarios que fueron contratados durante la primera ola de la pandemia, y que ahora no se pueden incorporar por "restricciones estatales".

Estas medidas, indicó Aguado, tendrían que estar operativas a partir del próximo lunes, 28 de septiembre, para garantizar que sean correcta y eficazmente implementadas cuanto antes.

Restricciones a la movilidad

Epicentro de la epidemia en España, Madrid también ampliará el viernes 25-S las zonas de la región con restricciones a la movilidad de sus residentes, para intentar frenar la segunda ola de la covid-19, anunció por su parte el viceconsejero regional de Salud, Antonio Zapatero.

Desde el lunes, los habitantes de varias zonas de la región capital, unas 850.000 personas en total, pueden salir de sus vecindarios solo para trabajar, ir al médico o llevar a los niños al colegio, pero estas restricciones se impondrán en otros lugares, adelantó

"Sí", respondió Zapatero en rueda de prensa al ser preguntado sobre si nuevas zonas serán restringidas, indicando que todavía se están "estudiando y analizando" los datos epidemiológicos y las nuevas áreas se darán a conocer la mañana del viernes.

Madrid "tiene una situación de crecimiento sostenido" de la epidemia, concedió Zapatero.


Según los últimos datos oficiales facilitados ayer, la región de Madrid acumula un tercio del total de las infecciones diarias, con 3.652 respecto a las cifras del lunes, y sigue siendo la más afectada por la enfermedad.

Más Noticias