Fotos / El Papa caminó hasta iglesia y rezó al Cristo que salvó a Roma de la peste

El Santo Padre invocó el fin de la pandemia. El Crucifijo milagroso en 1522 fue llevado por todos los barrios de la ciudad para poner fin a la “gran peste” en Roma.

Por:  Agencias

Este domingo 15-M, poco después de las 4:00 pm, hora local de Roma, el papa Francisco ha dejado el Vaticano de forma privada y visitó la Basílica de Santa María Mayor, para dirigir una oración a la Virgen, Salus Populi Romani, cuyo icono está guardado y venerado allí.

Posteriormente haciendo un tramo de la Vía del Corso a pie, como en peregrinación, el Santo Padre llegó a la Iglesia de San Marcelo al Corso, donde se encuentra el Crucifijo milagroso que en 1522 fue llevado por todos los barrios de la ciudad, para poner fin a la “gran peste” en Roma.

Con su oración, el Santo Padre invocó el fin de la pandemia que afecta a Italia y al mundo, rogó por la sanación de los muchos enfermos, recordó a tantas víctimas de estos días y pidió que sus familiares y amigos encontraran consuelo.

Su intención también se dirigió a los trabajadores de la salud, médicos, enfermeras y aquellos que en estos días, con su trabajo, garantizan el funcionamiento de la sociedad.

Alrededor de las 5:30 pm, el Santo Padre regresó al Vaticano.

En el web site de vaticannews.va se lee: “(...) en la iglesia de San Marcello al Corso  se halla el Crucifijo milagroso que en 1522 fue llevado en procesión por los barrios de la ciudad para acabar con la "Gran Peste" en Roma.

Con su oración, el Santo Padre invocó el fin de la pandemia que golpea a Italia y al mundo, imploró la curación de tantos enfermos, recordó a las muchas víctimas de estos días y pidió que sus familiares y amigos encuentren consuelo y alivio. Su intención también fue por los trabajadores de la salud, médicos, enfermeras y a aquellos que en estos días, con su trabajo, garantizan el funcionamiento de la sociedad".

Más Noticias