Comienzan alegatos de apertura del juicio contra Harvey Weinstein

Un centenar de periodistas hicieron fila desde la madrugada para garantizarse un lugar en la sala de la Suprema Corte de Manhattan, la corte estatal, a fin de escuchar los alegatos iniciales del proceso.

Por  AFP

El juicio contra Harvey Weinstein por agresión sexual y violación comenzó realmente este miércoles, con los alegatos de apertura de la acusación y de la defensa, que develará mensajes íntimos entre el antes todopoderoso productor de Hollywood y sus acusadoras.

Un centenar de periodistas hicieron fila desde la madrugada de este 22-E para garantizarse un lugar en la sala de la Suprema Corte de Manhattan, la corte estatal, a fin de escuchar los alegatos iniciales del proceso.

Weinstein, de 67 años, padre de cinco hijos y dos veces divorciado, entró a la corte poco antes de las 09.30 am caminando con dificultad pero esta vez sin andador, a diferencia de lo ocurrido en las últimas audiencias tras una reciente cirugía de espalda.

Puede ser sentenciado a una pena máxima de cadena perpetua si es hallado culpable de agresión sexual predatoria contra dos mujeres en este caso emblemático para el movimiento #MeToo, dos años después del estallido del escándalo que lo incriminó y derribó luego a decenas de hombres poderosos acusados de agresiones sexuales.

Manipulación

La fiscal adjunta de Manhattan Joan Illuzzi-Orbon argumentará que el famoso productor de cine es un depredador sexual que se aprovechó de mujeres que querían hacer carrera en Hollywood.

Donna Rotunno, jefa del equipo defensor de Weinstein y con experiencia en la defensa de agresores sexuales, intentará destruir la credibilidad de las acusadoras al mostrar correos electrónicos "cariñosos" enviados a su cliente después de los supuestos hechos.

“Es porque él tenía poder que ellas lo utilizaban una y otra vez, al máximo”, dijo Rotunno recientemente al New York Times, sugiriendo que las acusadoras manipularon a Weinstein, y no al revés.

Ambas partes buscan convencer con sus argumentos al jurado integrado por cinco mujeres y siete hombres, que son quienes deben llegar a un veredicto unánime sobre si el acusado es culpable de los cargos, o no culpable, más allá de toda duda.

Luego de una tensa selección que duró dos semanas, la defensa logró mantener fuera del jurado a jóvenes blancas, consideradas más afines al movimiento #MeToo.

El abogado de la defensa Damon Cheronis dijo el martes que tienen “decenas y decenas” de correos electrónicos “cariñosos” enviados por las presuntas víctimas a Weinstein que contradicen las acusaciones de sexo no consensuado, según periodistas presentes en la corte.

El juez James Burke, que preside el caso, decidió que la defensa puede citar estos correos en sus alegatos iniciales, un golpe para la fiscalía, que objetaba su inclusión.

La exasistente de producción Mimi Haleyi acusa a Weinstein de practicarle sexo oral contra su voluntad en el apartamento de éste en Nueva York, en julio de 2006.

Weinstein, que llegó a ser una de las personas más poderosas de Hollywood -sus películas ganaron 81 premios Óscar, y él mismo recibió una estatuilla- es acusado también de violar a una mujer de identidad desconocida en una habitación de hotel en marzo de 2013.

Un contrainterrogatorio brutal

La fiscalía llamará al banquillo de los testigos a otras cuatro acusadoras, en un intento de probar al jurado que Weinstein es un depredador sexual en serie.

Una de ellas es la actriz de “Los Sopranos” Annabella Sciorra, quien asegura que Weinstein la violó en el invierno de 1993-94.

Se desconoce la identidad de las otras tres presuntas víctimas. Una de ellas afirma que Weinstein la violó en 2013 en California.

Más de 80 mujeres han acusado a Weisntein de acoso, agresión sexual o violación desde que estalló el escándalo sobre sus presuntos abusos en octubre de 2017.

Pero la mayoría de los delitos han prescrito, y Weinstein solo será juzgado por presuntos delitos cometidos contra dos mujeres.

La abogada Gloria Allred, que representa a dos mujeres involucradas en el proceso, aseguró a la AFP que la defensa someterá a las acusadoras a “un contrainterrogatorio brutal”.

No se espera que Weinstein testifique en su proceso, que debe culminar en torno al 6 de marzo.

Decenas de mujeres manifestaron la semana pasada frente al tribunal pidiendo cárcel para el acusado, entre ellas las actrices Patricia Arquette y Rose McGowan.

Hasta último momento la defensa intentó infructuosamente que el juicio fuera realizado lejos de Nueva York.

Más Noticias