Publicidad

Actualizado hace 81 minutos

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Ciudad
07:18 PM / 14/05/2019
Fotoreportaje: Zulianos se las ingenian para sobrellevar la falta de electricidad
J.M Suárez Pesce (pasante)
J.M Suárez Pesce (pasante)

Desde aquel jueves 7 de marzo cuando en horas de la tarde gran parte del país se apagó, el Zulia no volvió a vivir una “normalidad” en cuando a electricidad se refiere. Momentos de incertidumbre y confusión en las calles de Maracaibo dejaron un precedente de una  ciudad desolada, cansada y apagada, soportando temperaturas sobre los 35 grados.

Por este motivo, el gobernador del Zulia, Omar Prieto anunció el pasado 20 de marzo un plan de “administración de carga de cuatro horas” por sector, mientras se ejecutaban los trabajos en la región.    

Cuando aparentemente el sistema eléctrico nacional iniciaba su restitución, el 25 de marzo ocurrió nuevamente un segundo apagón masivo, afectando a 16 estados del territorio nacional, desde entonces, la región occidental no ha experimentado una continuidad de la energía eléctrica por más de 24 horas.

Mientras el país registraba un tercer apagón el 29 de marzo, la región zuliana aún no superaba el segundo, poco más tarde, el 9 de abril ocurrió el cuarto, por lo que las autoridades del estado anunciaron un plan racionamiento conocido “6x6”, aplicándose en los diferentes bloques, con una totalidad de doce horas de electricidad al día.

Habitante del sector Santa Lucía, “resuelve” por las noches con una pequeña lámpara y extensión que le brinda su vecino con planta.

 

Sin embargo, en algunas zonas esto no se cumple y pueden pasar hasta 15 horas seguidas sin energía, afirman los vecinos del sector Santa Lucía al centro de la ciudad de Maracaibo, quienes también padecen constantemente del suministro de agua potable.

Eduardo Puche de 34 años, padre de dos niñas, sufre todas las noches la falta de electricidad. Gracias a su vecino que tiene planta, le brinda una extensión para que enchufe lo esencial y alumbre con una pequeña lámpara lo posible. Su esposa Gilmary Morán conecta su teléfono para recargar la batería del celular y así, poder comunicarse con sus familiares en el exterior.

Tener batería en el celular se ha convertido en una necesidad, que ocasionado por los apagones, han dejado incomunicados a familiares, amigos y hasta de la propia realidad ya que muchos de ellos se quedan también sin señal celular.

 

Métodos caseros son empleados por los zulianos para sobrellevar la precaria situación, Drusila Valbuena de 82 años, creó junto a su nieto una “vela artesanal”, utilizando una botella de vidrio, gasoil y un hilo de tela que mantiene iluminada la cocina y así poder cumplir con sus quehaceres del hogar. Pide “consideración” a los funcionarios competentes y exige más horas de “luz”, compara a otros sectores con Santa Lucía asegurando que en aquellos “siempre tienen electricidad”.

Recursos de los zulianos para alumbrar su noche: una botella, gasoil y una fina tela que sube hasta la tapa del recipiente, sirve como vela para ver el en medio de la oscuridad.

 

“No podemos guardar comida, todo tiene que ser de ya para ya, uno vive apurado y en las horas de luz o descansamos o hacemos los deberes de la casa”, señaló la mujer octogenaria.

 

Drusila lamenta la situación que padece, afirma que hay sectores “que le dan más luz” y pide “consideración” a los funcionarios competentes exigiendo que “se acuerden" de los demás circuitos.

 

Sus nietos se las ingenian para dormir, colocan una colchoneta en el suelo a las puertas del patio para recibir aire, constantemente en la noche se levantan por el calor y al día siguiente, deben ir a clases soportando condiciones similares. No se explican mucho la situación pero intentan adaptar su infancia al panorama actual.

 

Padres de los niños “se las ingenian” para que sus pequeños descansen a pesar del calor. 

 

Actualmente el servicio eléctrico es irregular en el Zulia y parte del occidente venezolano, no se cumplen por completo los horarios establecidos y la energía no es constante, por lo tanto, los ciudadanos seguirán aguantando las largas y calurosas horas sin energía buscando métodos alternos que ayuden a tolerar la espera y no interrumpan en sus actividades diarias.

 

 

 

 

¿Te gustó la nota?
Publicidad
TOP 5 DE NOTICIAS
Publicidad
0Comentarios
AVANCES
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
TOP 5 DE NOTICIAS