Baja el despacho en las estaciones de servicio y las colas se multiplican

Conductores dicen que advirtieron temprano, este miércoles 11-M,  que había muchas estaciones cerradas en Maracaibo.

Las largas colas de carros desde tempranas horas de la mañana de este miércoles 11 de marzo se mantienen para surtir combustible en las estaciones de servicio en la ciudad de Maracaibo. Usuarios se mantienen con la esperanza de abastecer sus vehículos ante la disminución del despacho de gasolina.

La cuota resulta insuficiente para atender la demanda, en la bomba 7 Puertas, en el sector Los Haticos, la gandola llegó a las 8:00 am abasteciendo tan solo 14 mil litros de los 24 mil que se esperaban.

“Llegué a las 7:00 am pero apenas empezó a avanzar pasadas dos horas”, dijo José Paredes, quien dijo ser comerciante.

Javier Montiel, también comerciante, dijo que advirtió temprano que había muchas gasolineras cerradas. "Los despachos de combustible han bajado. Llegué a la estación La Milagrosa y aquí camina. Surtieron hoy, y veo que avanza. Llegué a las 8:00 am y me surtieron a las 11:20", comentó.

Pero no es la única estación que recibió menos combustible, en el mismo sector la gasolinera Los Haticos recibió también la misma cantidad, afectando así su despacho regular.

“Tengo una hora y media esperando, esta situación se está poniendo tremenda, tengo que madrugar a veces me vengo a las 4:00 o 5:00 de la mañana para poder llenar el tanque”, contó alarmado Aniceto Canaán, de 61 años.

En la E/S Texaco, del mencionado sector, la gandola entró a las 8:00 am a surtir 24 mil litros de combustible, como era habitual, sin embargo, tenían 3 días sin abastecimiento.

“Llegó el domingo y trabajamos el lunes 9-M hasta mediodía con un poquito que nos quedó del día anterior”, contó uno de los encargados.

Alex Alarcón dijo que madruga para abastecer su vehículo

La situación afecta a los usuarios que tienen que pasar horas en fila para poder abastecerse, "¡Volvieron las colas, esto está fatal!, exclamó Alex Alarcón, quien dijo tener que madrugar para abastecer su vehículo lo que le impide cumplir con su rutina diaria.

 “Salgo a 'taxear' de vez en cuando por la situación y estar aquí tantas horas no me deja trabajar, además no puedo ir a mis terapias, sufrí un accidente y debo hacérmelas regularmente, hoy ya no puedo ir”, lamentó.

Adalberto Meza tenía, a las 10:00 am, más de una hora en la cola.

Una situación parecida aqueja a Adalberto Meza, quien las largas horas de espera le impide asistir a su trabajo como vendedor de productos lácteos. "Hoy perdí el día, un día aquí es un día que no trabajo, antes estaba bien pero ya volvió el problema”, recordó que en semanas anteriores el suministro del combustible estaba estable. “Hace dos semanas echabas a cualquier hora, la pasada se puso difícil, pero esta ya se puso apretada”.

Por su parte, Carlos Delgado, de profesión ingeniero, esperaba bajo el sol poder surtir su planta eléctrica. “Está planta la compramos entre todos y surte tres casas, así que la tenemos que llenar por lo menos dos veces a la semana, ayer se fue la luz, siempre se nos va de 6:00 de la tarde a 9:00 de la noche en el sector y no la prendimos porque estaba vacía”.

Más Noticias