Estos son 5 beneficios del yogur para la salud

Es rico en proteína y aporta nutrientes. Puede fortalecer su sistema inmunológico.

Por:  Agencias

Los seres humanos han consumido yogur durante cientos de años. Es muy nutritivo y comerlo con regularidad puede mejorar varios aspectos de su salud. Por ejemplo, se ha descubierto que el yogur reduce el riesgo de enfermedades cardíacas y osteoporosis, además de ayudar a controlar el peso.

El yogur es un producto lácteo popular que se elabora mediante la fermentación bacteriana de la leche. Las bacterias que se utilizan para hacer yogur se denominan "cultivos de yogur", que fermentan la lactosa, el azúcar natural que se encuentra en la leche.

Este proceso produce ácido láctico, una sustancia que hace que las proteínas de la leche se cuajen, dando al yogur su sabor y textura únicos. Este se puede preparar con todo tipo de leche y las variedades elaboradas con leche desnatada se consideran sin grasa, mientras que las elaboradas con leche entera se consideran enteras.

El yogur natural sin colorantes añadidos es un líquido blanco y espeso con un sabor picante. Desafortunadamente, la mayoría de las marcas comerciales contienen ingredientes agregados, como azúcar y sabores artificiales. Estos no son buenos para la salud.

Por otro lado, el yogur natural sin azúcar ofrece muchos beneficios para la salud. Entonces, sin más preámbulos, aquí hay 5 beneficios para la salud del yogur natural basados en la ciencia.

Es rico en nutrientes importantes

El yogur contiene casi todos los nutrientes que su cuerpo necesita. Es conocido por contener mucho calcio, un mineral necesario para la salud de los dientes y los huesos. Solo una taza proporciona el 49% de sus necesidades diarias de calcio.

También es rico en vitaminas B, particularmente vitamina B12 y riboflavina, las cuales pueden proteger contra enfermedades cardíacas y ciertos defectos congénitos del tubo neural.

Una taza también proporciona el 38% de su necesidad diaria de fósforo, el 12% de magnesio y el 18% de potasio. Estos minerales son esenciales para varios procesos biológicos, como la regulación de la presión arterial, el metabolismo y la salud ósea.

Un nutriente que el yogur no contiene de forma natural es la vitamina D, pero comúnmente está fortificado con ella. La vitamina D promueve la salud de los huesos y el sistema inmunológico y puede reducir el riesgo de algunas enfermedades, incluidas las enfermedades cardíacas y la depresión.

Es rico en proteína

El yogur proporciona una cantidad impresionante de proteína, con aproximadamente 12 gramos por cada 7 onzas (200 gramos). Se ha demostrado que las proteínas apoyan el metabolismo al aumentar su gasto de energía o la cantidad de calorías que quema a lo largo del día.

Obtener suficiente proteína también es importante para regular el apetito, ya que aumenta la producción de hormonas que indican saciedad. Puede reducir automáticamente la cantidad de calorías que consume en general, lo que es beneficioso para el control del peso.

Los efectos de promoción de la plenitud del yogur son aún más prominentes si consume yogur griego, que es una variedad muy espesa que se ha filtrado. Es más rico en proteínas que el yogur regular, proporcionando 22 gramos por cada 7 onzas (200 gramos).

Se ha demostrado que este tipo además influye en el control del apetito y retrasa la sensación de hambre más que el yogur regular con menos proteínas.

Algunas variedades pueden beneficiar la salud digestiva

Algunos tipos de yogur contienen bacterias vivas, o probióticos, que formaron parte del cultivo iniciador o se agregaron después de la pasteurización. Estos pueden beneficiar la salud digestiva cuando se consumen.

Desafortunadamente, muchos yogures han sido pasteurizados, que es un tratamiento térmico que mata las bacterias beneficiosas que contienen. Para asegurarse de que su yogur contenga probióticos efectivos, busque uno que contenga cultivos vivos y activos, que deben figurar en la etiqueta.

Se ha demostrado que algunos tipos de probióticos que se encuentran en el yogur, como Bifidobacteria y Lactobacillus, disminuyen los síntomas incómodos del síndrome del intestino irritable (SII), que es un trastorno común que afecta el colon.

Además, varios estudios han encontrado que los probióticos pueden proteger contra la diarrea asociada a los antibióticos, así como contra el estreñimiento.

Puede fortalecer su sistema inmunológico

El consumo regular de yogur, especialmente si contiene probióticos, puede fortalecer su sistema inmunológico y reducir su probabilidad de contraer una enfermedad. Se ha demostrado que los probióticos reducen la inflamación, que está relacionada con varias afecciones de salud que van desde infecciones virales hasta trastornos intestinales.

La investigación muestra que, en algunos casos, los probióticos también pueden ayudar a reducir la incidencia, la duración y la gravedad del resfriado común. Además, las propiedades inmunológicas del yogur se deben en parte a su magnesio, selenio y zinc, que son oligoelementos conocidos por el papel que desempeñan en la salud del sistema inmunológico.

Los yogures fortificados con vitamina D pueden mejorar aún más la salud inmunológica. La vitamina D ha sido estudiada por su potencial para prevenir enfermedades como el resfriado común y la gripe.

Puede proteger contra la osteoporosis

El yogur contiene algunos nutrientes clave para mantener la salud ósea, como calcio, proteínas, potasio, fósforo y, a veces, vitamina D. Todas estas vitaminas y minerales son especialmente útiles para prevenir la osteoporosis, una condición caracterizada por el debilitamiento de los huesos. Es común en los ancianos.

Las personas con osteoporosis tienen baja densidad ósea y corren un mayor riesgo de fracturas. Sin embargo, la investigación muestra que consumir al menos tres porciones de alimentos lácteos, como yogur, a diario puede ayudar a preservar la masa y la fuerza óseas.

Algunas personas deben tener cuidado con la ingesta de yogur, ya que puede causar efectos adversos, especialmente para aquellos con intolerancia a la lactosa o alergias a la leche. Muchos tipos también contienen altas cantidades de azúcar agregada, que pueden contribuir a ciertas condiciones de salud.

Más Noticias