Publicidad

Actualizado hace 10 minutos

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Belleza y Salud
04:51 PM / 26/08/2019
Conoce estos remedios caseros para combatir el dolor de muelas
Camila Ríos / Agencias
Agencias

Un dolor de muelas puede resultar muy intenso, deberse a múltiples causas no tan fáciles de diagnosticar. Es muy común que un malestar de este tipo termine en una visita inaplazable al dentista.

 

Cuando surge de pronto, y no es posible acudir enseguida al odontólogo, es aconsejable conocer unas medidas básicas sobre lo que conviene hacer para aliviar el dolor hasta que se pueda concretar una cita odontológica. Para terminar definitivamente con las molestias, siempre se requerirá de un cita con un especialista, pero estos tips ayudarán a mitigar el dolor hasta poder solucionarlo por completo.

1.- Gel Adormecedor

 

Un gel dental adormecedor puede ayudar a aliviar el dolor en el área afectada. Estos geles están disponibles en las farmacias y se pueden adquirir sin receta.

La mayoría de los geles dentales se pueden aplicar directamente a las encías afectadas durante todo el día. Sin embargo, es importante que una persona siga las instrucciones incluidas en el producto. Normalmente este tipo de medicamentos contienen el ingrediente activo benzocaína, a la que es posible ser alérgico.

2.- Ibuprofeno

 

El ibuprofeno es un medicamento de venta libre para el alivio del dolor que ayuda a reducir la inflamación.

Tomar la dosis recomendada en el paquete puede ayudar a aliviar las molestias. También puede reducir la inflamación de las encías asociada con el desarrollo de las muelas del juicio.

El ibuprofeno u otros medicamentos antiinflamatorios, del tipo no esteroideos, pueden ser un tratamiento eficaz para el dolor hasta que una persona pueda ver a un dentista para recibir tratamiento.

3.- Bolsa de hielo

Aplicar una compresa de hielo en la mandíbula puede ayudar a reducir la inflamación, lo que a su vez puede aliviar el dolor de muelas. Usar hielo también puede tener un efecto adormecedor.

Una persona puede tratar de sostener una bolsa de hielo con un paño de cocina alrededor de la mandíbula por hasta 15 minutos.

La compresa de hielo se puede aplicar de vez en cuando con descansos de 15 minutos hasta que el dolor haya disminuido.

 

 

4.- Enjuague con agua salada

El agua salada tiene propiedades desinfectantes naturales. Un estudio de 2010 mostró que enjuagar la boca con agua salada puede ayudar a reducir las bacterias.

A veces, una acumulación de bacterias en las encías rotas o alrededor de las muelas agrietadas puede ser la causa del dolor. Como tal, enjuagar con agua salada puede ayudar a tratar la infección y reducir las molestias.

 

Una forma de preparar el enjuague es disolviendo unas cucharadas de sal en un vaso de agua recién hervida. Cuando el agua se ha enfriado ligeramente, se puede girar alrededor de la boca durante varios minutos y luego escupir.

Una persona puede enjuagarse la boca con agua salada dos o tres veces al día, o hasta que el dolor comience a reducirse.

5.-  Cebolla

Según el portal web Medical News Today, un estudio realizado en 2007 encontró que las cebollas tienen propiedades antiinflamatorias y antimicrobianas. Estas ventajas de las cebollas significan que pueden ayudar a reducir la hinchazón y combatir las infecciones bacterianas.

Para usar la cebolla como remedio casero se debe cortar un trozo de cebolla, masticar la cebolla del lado de la boca en donde se encuentra el dolor, seguir masticando durante unos minutos, hasta que el dolor disminuya, y luego escupir la cebolla. Este proceso permite que el jugo de la cebolla entre en la encía para reducir la inflamación y las bacterias.

 

6. Bolsas de té

 

Los taninos contenidos en las bolsas de té tienen propiedades antibacterianas y antiinflamatorias. Esto significa que las bolsas de té pueden ayudar a reducir la hinchazón y combatir las infecciones bacterianas.

Para usar bolsas de té como remedio casero, una persona debe hacer una taza de té y poner la taza en el refrigerador con la bolsa de té que queda en ella. Una vez que el té esté frío, la bolsa de té se puede sacar y colocar dentro de la boca donde se encuentra el dolor.

Las bolsas de té solo deben colocarse en la boca cuando estén completamente frías.

No se debe agregar leche, crema o azúcar al té. Estas bolsas de té simples, adecuadas, están disponibles para comprar en tiendas naturitas o en cualquier lugar de compra de víveres.

¿Te gustó la nota?
Publicidad
TOP 5 DE NOTICIAS
Publicidad
AVANCES
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad
TOP 5 DE NOTICIAS